.

Si antes no pasa otra cosa; para que Peña deje los Pinos faltan

¿Qué se va a acabar primero?

domingo, 20 de marzo de 2016

El secreto de la vida

"¡Hermanos..! ¿Para qué se os ha donado la vida? Hacia la tenebrosa medianoche se abren las celdas de los condenados a muerte y unos seres humanos de almas grandiosas se encaminan al patíbulo. En este mismo instante, a esta misma hora, esos seres viajan por todas las vías férreas del pais ; después de engullir un arenque se pasan la lengua amarga por los labios resecos, sueñan con el placer de estirar las piernas, con el descanso tras la marcha al urinario. En Orotukán la tierra se derrite hasta un metro de profundidad durante el verano..., y sólo entonces es posible enterrar allí los despojos de quienes han muerto durante el invierno. Pero vosotros teneís sobre vuestras cabezas el cielo azul y bajo el cálido sol el derecho a determinar vuestro propio destino, beber agua , sentaros extendiendo las piernas, trasladaros sin vigilancia a donde os plazca. ¿Cuál es el objeto de los zapatos no abrillantados, y cuál la importancia de la suegra? ¿Quereis que os revele ahora mismo el secreto de la vida, lo más trascendente en ella? No persigais lo engañoso , ni las posiciones, ni los títulos: eso se paga con los nervios, se adquiere al cabo de varias décadas y en una noche te lo confiscan. Vivir con serena superioridad ante la vida..., no temed la desdicha ni añorar la felicidad, pues ambas actitudes vienen a ser lo mismo. La amargura no se prolonga eternamente y la medida del placer nunca se completa. Alegraos cuando no tiriteis de frío, cuando el hambre y la sed no desgarren vuestras entrañas. Cuando no sintais rota la espina dorsal, cuando podais caminar con ambas piernas, y asir cosas con ambas manos, y ver con ambos ojos y oir con ambas orejas..., pues siendo así , ¿A quién necesitaís envidiar? ¿Y por qué ? La envidia es lo que más nos tortura. Restregaos bien los ojos y aguzad la mirada, purificad vuestro corazón..., y entonces podreis aquilatar perfectamente a quienes os quieren de verdad y desean vuestro bien . No les hagais daño alguno, no pronuncieis palabras malévolas contra ellos, ni permitid que las disputas os separen de unos u otros: pues, ¿Cómo podreis saber que éste no sea vuestro último acto antes del arresto..?"
Alexandr Solyenitsin. Archipiélago GULAG (fragmento)

No hay comentarios.:

Temas afines que se han publicado en este blog:

Related Posts with Thumbnails