.

Si antes no pasa otra cosa; para que Peña deje los Pinos faltan

¿Qué se va a acabar primero?

jueves, 5 de abril de 2018

Dos ejemplos de que Peña sí negocia y amnistia delincuentes, y que Mead prefiere voltear a otro lado.

Mead y Peña se llenan la boca en decir que ellos no amnistían delincuentes, ni negocian con ellos. No lo proponen como política de gobierno como lo hizo López Obrador, ni lo hacen público como el obispo de Guerrero, Salvador Rangel. Pero por supuesto que negocian y amnistían en los hechos. Dos ejemplos de lo que digo:

Cuando el Gobierno de Peña intervino en Michoacán, más para desmovilizar a las Autodefensas que para desintegrar a los Caballeros Templarios, el comisionado Alfredo Castillo no solo negoció y amnistió a criminales como el Americano y los Viagra sino que además les nombró oficialmente policias comunitarios, y de esto no se acuerda Mead.

A cada rato el ejército sube a las montañas de Guerrero y Oaxaca a destruir cultivos de amapola y son bloqueados por campesinos que defienden sus cultivos por ser su única fuente de susbsistencia. Como sea, esos campesinos delinquen al cultivar algo prohibido por la ley, y delinquen al impedir a la autoridad realizar su labor, pero el Gobierno de Peña los amnistía en los hechos y de esto Mead prefiere voltear para otro lado.

No hay comentarios.:

Temas afines que se han publicado en este blog:

Related Posts with Thumbnails